Créditos: entrevistado

Por Rony Morales

12 de septiembre 2019

La imposición del estado de sitio en 22 municipios de seis departamentos del país criminaliza a las personas de las comunidades en resistencia que han venido enfrentando a empresas nacionales y transnacionales, interesados en explotar los bienes en la región nororiente del país, especialmente en el Valle del Polochic.

Para conocer y comprender lo ocurrido viajamos a El Estor, específicamente a la comunidad Semuy II, el sábado 7 de septiembre. Durante nuestra estadía entrevistamos a Joel Juc, de 26 años, agricultor, enfermero comunitario y una las pocas personas que hablan español en el lugar. Nos contó su versión de los hechos ocurridos el 3 de septiembre. A continuación trasncribimos la conversación:

PC. ¿En dónde se encontraba el 3 de septiembre?

JJ: desde ese día nos están acusando del asesinato de los militares, no estuvimos ahí. Sin pruebas nos están tratando como asesinos. Es doloroso porque nosotros vivimos en constante miedo y no vamos a huir, porque no cometimos ningún crimen.

Yo no estaba en ese momento. Ante Dios y como creyente les digo que no miento. Durante la tarde los militares nos pidieron y recogieron el DPI, me dijeron que yo asesiné a los militares y quieren que aceptemos la culpa, nos obligan a que diga la verdad, le  pido al Ministerio Público (MP) que investigue quienes son los asesinos de los tres militares.

Foto: Rony Morales

PC: ¿Han respetado a la autoridad comunitaria para entrar a la comunidad?

JJ: no respetaron al alcalde auxiliar, él tiene una bara en las manos, tienen que respetar a la autoridad comunitaria que fue nombrada por el alcalde municipal de El Estor, la comunidad q’eqchi´ siempre ha sido discriminada por los militares, somos pobres y nos duele mucho lo que nos hacen sólo porque somos de las comunidades.

Le pido a las autoridades del estado investigar bien, están aquí los militares, las personas casi no se mantienen en sus casas, algunos están huyendo, otros están durmiendo con sus familiares en otras comunidades No sabemos qué pecado estamos haciendo o que delitos  estamos cometiendo ante las autoridades, solo sabemos qué hay un Dios.

PC. ¿Qué les pide a las autoridades?

JJ: pido al MP que investigue bien, también le pido que nos muestre quién es el que nos está denunciando y quién vió cuando yo asesiné a los militares, esto es lo que pido, que investiguen bien. Asesinar a una persona es un delito grande, la biblia dice el que mata con arma con arma tiene que morir.

Nosotros estamos en la comunidad de Semuy II y todas las personas están con temor,  porque nunca los hemos visto en el tiempo que llevamos viviendo en la comunidad. Ellos violaron la ley, no sé en qué parte de la ley  dice que se puede entrar en la comunidad sin ninguna notificación u orden.

No tengo miedo para decir la verdad, vamos a decir la verdad en los tribunales de justicia, nos miraremos cara a cara con la persona que me acusó, eso es lo que pido ante las autoridades solo necesito que lleven a la persona que me está acusando de asesinar. Ante Dios, digo que no tengo porque asesinar a mi compañero, porque no tengo por qué. Sólo Dios juzga, estas son mis palab

Autoría y edición

COMPARTE